Blogia
UN LUGAR PARA APRENDER FILOSOFÍA

REFLEXIÓN: POBRE BUEN CIUDADANO

.

Al amanecer el sol dotó a mis ojos de la capacidad de ver, me maravillé ante la visión de las cosas que viven gracias a su luz. Tenía clase de Ética. Quería explicar los dos adjetivos más importantes de un gobierno.

Cuando un pueblo asiente a sus gobernantes, los hace legítimos. Para Max Weber había tres tipos de legitimación: carismática (un guerrero...), de pasado eterno (una monarquía...) y racional. En ésta se elige al gobernante por su capacidad.

Cuando un gobierno cumple con la ley es legal, e ilegal en caso contrario.

¿Qué gobierno consideráis el ideal? En seguida el alumno calcula, entre las cuatro combinaciones, la mejor; el gobierno ideal es el legítimo y legal, y la mejor legitimación es la racional expresada por medio de las urnas. Era mi momento, les dije que creía que estaban totalmente equivocados, algo les faltaba en su cálculo.

Adolf Hitler es nombrado canciller el 30/1/33, legalmente convoca elecciones el 5/3/33 y obtiene el 44% de los votos. Legítimamente obtiene el poder, y el parlamento, legalmente, le otorga plenos poderes. En virtud de su legítimo poder, establece como ley, en Octubre de 1933, que un judío no puede ser funcionario. El 15/9/35, preocupado por los asuntos de cama de ese pueblo, les prohibe mantener relaciones sexuales con los arios. Por lo tanto el gobierno es ideal, y la persona educada en la ciudadanía, obedecerá a ese gobierno.

El alumno muestra rechazo, se produce el milagro de volver sobre lo pensado, la reflexión. Las cuentas no están claras, ¿qué falla?

Les ayudo, ¿hay algo feo y torcido, y además legítimo y legal, en lo relatado? ¿lo rechazáis?.En este momento les explico que hay una ciencia que estudia lo feo y lo torcido, una luz para que el alma vea cosas bellas; se llama Ética. La clase no ha terminado, siguen las preguntas. ¿Pensáis que hablamos de cosas sin importancia? ¿quizá de un conocimiento del que todo depende? ¿un conocimiento fácil?. Aquí me permito decirles mi opinión (no la verdad, que desconozco aún), yo creo que es el conocimiento más influyente, y el más difícil, yo creo que para llegar a la ética antes hay que estudiar matemáticas (para acostumbrarse a razonar) y filosofía, (para acostumbrarse a pensar), sin esas ciencias no se entiende la ética.

En la siguiente sesión después de tres días (se ha de saber que a la ética, nuestro sistema le dedica dos horas semanales, en cuarto de la ESO, en toda la vida del alumno), siguieron las preguntas. Ciudadano deriva de "civitas" (ciudad en latín). Ciudadanía es la cualidad del ciudadano, derechos y deberes. Hoy quiere decir los derechos y deberes de un miembro de una comunidad política. Les pregunto ¿quién es mejor ciudadano, el que cumple las leyes y costumbres de su comunidad o el que no? - quien las cumple (responden). En ese momento les pregunto ¿varían las leyes y costumbres de una comunidad a otra? -afirmativo. Por lo tanto, buen ciudadano es aquel que impide que su hija estudie y trabaje porque está mal visto en su comunidad, en Suecia en 1950 el que practica la esterilización de retrasados, en la Italia actual quien respeta el cambio de leyes para que su presidente no haya de vender sus medios de comunicación... en España los ejemplos los conocemos.

¿Por qué un padre impide estudiar a su hija en un país con una cultura machista?, puede ser que, aunque no esté de acuerdo, sea para impedir que la condenen al ostracismo y su vida sea infeliz. En ese caso no es criticable, busca la felicidad de su hija. También puede ser que crea que una mujer no debe estudiar, tampoco es criticable pues él no ha sido educado en la filosofía, ni en la ética; sólo le han educado para cumplir leyes y costumbres de su comunidad, sus padres, su colegio, buscan una fotocopia de sí mismos, un buen ciudadano. Su alma mira los objetos mal iluminados. La reacción de los alumnos tenía el brillo de las monedas que reflejan soles nuevos, estaba satisfecho porque sentí que me había ganado el sueldo.

Al día siguiente leí que nuestro gobierno, sin duda legítimo y legal, eliminaba la ética de los planes de estudio, arrasaba la asignatura de filosofía reduciéndola al bachillerato de ciencias (sí, han leído bien, ciencias) e instituía una nueva asignatura: Educación para la Ciudadanía. Cuando los alumnos se enteraron, se extrañaron de esta decisión, su profesor les dijo: olvidad lo que habéis pensado, vuestro profesor debe haberse equivocado en algo.

Acaba un día, anochece, ¿de qué nos sirve la vista sin luz?, no puedo dormir, ni quiero esperar a que alguien traiga una lámpara. Aunque el gobierno apague el estudio de estos conocimientos, podéis hallar la luz en las bibliotecas, es un conocimiento bimilenario y bello; yo, por mi parte, me negaré a formar ciudadanos, formaré personas, en uso de la legal objeción de conciencia.

ANTONIO DELGADO PÉREZ. IES MISTERI D´ELX, ELCHE (ALICANTE).

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres